GIGANTESCOS DIBUJOS DESCUBREN EN EL DESIERTO

La Tercera (Santiago) Martes, 29 de abril 1984.

Por Juan Carlos Poli

Según investigaciones arqueológicas , existen geoglifos en Arica, Iquique y Tocopilla, en el país. En algunas zonas de Estados Unidos y en desierto de Sonora, en México, se encuentran en forma escasa. Perú, también tiene geoglifos, y los que están en Nazca, son conocidos a nivel mundial.

Exclusivos

Cerda Fernández indica que la cantidad de geoglifos con que cuenta esta zona es impresionante: "Y significa un potencial para el arte universal, bastante exclusivo, que debiera dar lugar a una "venta que no se ha pensado explotar".

Hay turistas que les interesa mucho esta forma de arte y realizan tours conociendo las zonas donde están concentrados los geoglifos.

Próximamente saldrá editado un libro con el catastro de los geoglifos de la provincia de Iquique, realizado por Cerda Fernández: "Hemos detectado setenta y un sitios con geoglifos. Nosotros sólo los fotografiamos, los expertos los interpretarán", acota Cerda.

La FACH

En este catastro masivo de geoglifos, los dos estudiosos han contado con ayuda del Ala 4 de la Fuerza Aérea de Chile, para realizar fotografías aéreas de las zonas donde se encuentran los geoglifos.

"En el país y el mundo se han publicado 600 figuras de geoglifos de esta zona del país. Nosotros publicaremos en los próximos meses 6.010 totalmente inéditas" manifiesta Cerda Fernández.

Primer trabajo


Seis mil geoglifos


Más de Seis Mil geoglifos han sido descubiertos en diferentes zonas de Iquique. Las figuras están alcanzando renombre mundial.

Los dos investigadores, llevan siete años y el primer catastro realizado de geoglifos en esta zona del país: "Bueno la verdad es que en 1976, el arqueólogo Lautaro Núñez-Atenzio, de la Universidad del Norte, de Antofagasta, tuvo la intención de mostrar el universo de geoglifos. Se hizo un catastro masivo muy serio, pero nunca se llegó a la cantidad nuestra.

"Luis Briones, de la Universidad de Tarapacá, está efectuando una labor de catastro con financiamiento de la universidad. Él comenzó con la zona de Arica y continuará con Iquique. Nosotros solo nos dedicaremos a Iquique".

Mayor concentración

La mayor concentración de geoglifos en la zona está en cerro Plomo con 628 figuras, la quebrada de Tarapacá con 1.000 figuras y cerro Pintados con 420 figuras.

Pablo Cerda y Sixto Fernández han financiado toda su investigación. Por esta razón ahora están gestionando financiamiento internacional: "Si este se concreta trabajaríamos con un arqueólogo estilista, ya que este trabajo es largo; llevamos siete años, pero podemos seguir quince o veinte sin ningún problema. Esta zona sin duda posee la mayor concentración de geoglifos del mundo", expresó Cerda.

Interpretación

Las figuras que representan los geoglifos del cerro de la Quebrada de Tiliviche, son un rebaño y una figura humana en su inicio. Pero eso es lo que se ve a simple vista. Para los arqueólogos los geoglifos tienen diferentes significados; para algunos son rutas camineras de los hombres andinos, para otros tiene relación con la fertilidad: "La verdad es que son un misterio y que siempre habrá una teoría diferente al respecto. Para comprender los geoglifos hay que adentrarse en la mentalidad del hombre andino. Para él todo tiene relación con lo religioso, con lo sagrado, con la divinidad. Nada está ajeno a ello. Su alimentación, economía, vivienda, todo. Por esta razón figuras que para nosotros a veces pueden ser simples, son bastante complicadas si les buscamos el significado desde la perspectiva del hombre andino", manifestó a LA TERCERA el antropólogo Julio Sanhueza, del Departamento de Extensión del Instituto Profesional de Iquique.

LOS GEOGLIFOS DEL NORTE CHILENO


Valle de Azapa

Por Juan Carlos Poli

Al conocer sus extraordinarias dimensiones, salta inmediatamente una pregunta: ¿Quiénes los construyeron? Una respuesta la trata de entregar el especialista Briones Morales: "Quisiera explicar esta pregunta con claridad, pero aún es motivo de intensas investigaciones. Pero pese a ello, agrega, se puede afirmar que fueron construidos por verdaderos artistas. Se supone que fue un trabajo colectivo de toda una comunidad, con la dirección de un maestro que se encargaba de trazar los esquemas, calcular las proporciones y simbolizar el significado de cada una de las figuras y del conjunto en general. Por el momento creemos que es conveniente ubicarlos cronológicamente entre los mil y los mil cuatrocientos años después de Cristo, dentro del período arqueológico llamado "Gentilar".

Significado: Un misterio

Luego de conocer algo sobre sus construcciones, vale la pena preguntarse, ¿y qué significaban? El especialista retoma la palabra y explica: "Si tomamos estos dibujos sólo como manifestaciones artísticas, no responderíamos de ningún modo a la interrogante planteada. Es muy difícil pensar que con ello sólo satisfacían funciones estéticas, ya que aunque muestran acabada perfección, se comprometen en algo más trascendente como sucede con otras técnicas del arte rupestre (pictografías y petroglifos).

Si se piensa que los geoglifos fueron hechos para transmitir mensajes a los grupos que en esas épocas se movilizaban por el desierto, quedan vacíos mayores, porque es imposible, con los antecedentes que se manejan, interpretar el verdadero significado de estos ideogramas. Si se dijera que fueron señalizadores para guiar el tráfico en el desierto, volveríamos a quedar insatisfechos.

Ahora si pensamos que son motivos dejados por nuestros antepasados para transmitir a generaciones futuras sus pensamientos, (siempre que manejáramos la misma simbología que a ellos los hizo significativos), quizás nos estaríamos acercando al motivo de su existencia".



Figura antropomorfa con báculo en la mano


Nota: Se aprecia en la presente foto, una figura antropomorfa con un báculo en la mano y asociada a un círculo de ocho metros de diámetro.


EL EXTRAORDINARIO MISTERIO DE LOS "GEOGLIFOS" DEL NORTE

Valle de Azapa

Por Juan Carlos Poli

Con gran insistencia se ha hablado en los últimos tiempos sobre los "geoglifos", aquellos misteriosos y gigantescos dibujos que han sido descubiertos en las laderas de algunos cerros nortinos, planteando diversas interrogantes, hasta hoy sin respuestas, por lo que han llegado incluso a ser atribuidos a seres extraterrestres.

Pero la verdad es que en Chile, específicamente en esta zona, los geoglifos vienen siendo estudiados desde hace bastante tiempo por un destacado equipo de antropólogos y arqueólogos de la Universidad de Tarapacá, que encabeza el académico Luis Briones Morales.

Los especialistas ariqueños, que se encargaron también de su restauración, después de largas investigaciones realizadas en los valles, Cordillera de la Costa y quebradas nortinas, han llegado a determinar que se trata de restos arqueológicos que se manifiestan en forma de pintura en las laderas de los cerros. Alcanzan grandes dimensiones, en algunos casos sobre los 120 metros de largo, cubriendo cada Geoglifo superficies superiores a los dos mil metros cuadrados.

Panel representativo


Lava volcánica

Luis Briones, al referirse a su construcción, expresa: "Se puede decir que fueron construidos aprovechando las características que ofrece el desierto, sobre cerros de superficies parejas y de tonalidades generalmente claras. Se aprovechó el material rocoso, en su mayoría lava volcánica y cascajos de roca eruptiva que afloran en las laderas de los cerros y pampas. Las características de los materiales determinaron una técnica de confección muy generalizada conocida como "adición" o "mosaico" que consiste en la acumulación de piedras de tonos oscuros, que contrastan con los fondos claros de los cerros.

Los geoglifos se encuentran fundamentalmente en el valle de Lluta, Azapa, quebradas de Chiza y Tiliviche, donde ha sido encontrada una nueva técnica de construcción, conocida como de "raspaje" que aprovecha las características morfológicas, geológicas y alteraciones de las superficies (oxidación) de los cerros del desierto. Ejemplos claros se encuentran en los cerros Pintados, cerro Unitas y en la ex Oficina Salitrera Aura. Los investigadores ariqueños también han encontrado geoglifos con técnica mixta.

En el desierto

En Chile los geoglifos han sido descubiertos exclusivamente en el desierto nortino, en la Primera y Segunda Región, desde el Valle de Lluta hasta el sector salitrero del Toco, cerca de María Elena, aunque se tiene conocimiento de dibujos similares en la pampa de Nazca, en el Perú.